Vieux port de la Rochelle

Tres días... En La Rochelle

Soleada, dinámica y acogedora, La Rochelle es una ciudad con la vista puesta en el océano. Hago una escapada para conocer una de las ciudades más hermosas de la costa atlántica.

Día 1

1 - Las torres de La Rochelle

Comienzo el día disfrutando de un café en el Puerto Viejo antes de iniciar nuestro circuito con una visita a las tres Torres. Nos sirven de prólogo con sus magníficas vistas de la ciudad. Bajo la torre de la Cadena, nos subimos al barco «passeur» (1 €) para un paseo exprés entre las dos torres. Rumbo al barrio de Le Gabut.

Tarifa completa: 9 €; gratuito para los menores de 26 años. www.tours-la-rochelle.fr

2 - Le Gabut

Antiguo barrio de pescadores, Le Gabut y sus coloridas casas de madera nos recuerdan que la ciudad fue un gran socio comercial de los países escandinavos. En la actualidad, este barrio es el patio de recreo favorito de los grafiteros. En las paredes de una vieja fábrica abandonada, los colores explosionan convirtiéndose en verdaderas obras de arte. Le Gabut está rodeado por dos muelles con terrazas perfectas para disfrutar del almuerzo.

3 - El barrio de Saint-Nicolas

Prosigo mi periplo por otro barrio con pasado marítimo. Un pequeño pueblo dentro de la ciudad, hoy es un lugar perfecto para pasear e ir de compras. Alberga tiendas de diseñadores y de ropa vintage, galerías de arte, buquinistas y librerías. Aquí se encuentra la place de la Solette, con magníficas terrazas para disfrutar de la tranquilidad y la sombra refrescante. Antes de dejar el barrio, es obligatorio hacer una visita a La Guignette, el punto de encuentro de la juventud de la ciudad. Antiguo lugar de reunión de marineros, ha sabido conservar toda su autenticidad con su decoración de época.

La Guignette, 8 Rue Saint-Nicolas. Tel.: +33 (0)5 46 41 05 75.

Place la Rochelle

DÍA 2

1 - El Museo marítimo

Si vas con niños, la visita al Acuario es imprescindible. Pero hoy me apetece hacer una visita cultural al museo marítimo. Ubicado al final del muelle de los arrastreros, es inconfundible bajo sus velas coloridas y permite ver la exposición «La Rochelle, nacida del mar», que completa la visita de los buques a flote. Continúo en la temática fluvial con una pausa para almorzar en France 1. Desde el puente del buque, saboreo los platos sin pretensiones, pero servidos con una gran sonrisa.

Acuario. Adultos: 16 € Niños de 3 a 17 años: 12 € Gratuito para los menores de 3 años.
www.aquarium-larochelle.com
Museo marítimo. Adultos: 9 € De 4 a 18 años: 6,5 €. www.museemaritimelarochelIe.fr

En verano, para disfrutar plenamente del Acuario y La Rochelle, existen entradas matinales y nocturnas a tarifa reducida. Es lo más acertado.

2 - Paseo por la ciudad

Después, salgo a conocer la ciudad y sus famosos soportales bajo los que los lugareños suelen pasear. De la rue de l’Escale a la rue du Minage, hay que alzar la vista para no perderse los hermosos edificios de entramado de madera o las antiguas casas de armadores. Por el camino, encontramos lugares para visitar como la Catedral de Saint-Louis, el Museo de historia natural o el Museo del Nuevo Mundo que alberga, en su majestuoso patio, una estatua de Toussaint Louverture del escultor senegalés Ousmane Sow. Por la noche, imprescindible echar un vistazo a la programación de la Coursive, un reputado teatro de la escena nacional con una magnífica cúpula acristalada. Aquí también tienen lugar algunos de los conciertos del Festival Les Francofolies.

Día 3

1 - El búnker

En el barrio del mercado, se esconde una construcción insólita: un búnker.
Sede del Almirante y de los comandantes del U-Boot durante la Segunda Guerra Mundial, fue construido en total secreto en 1941. Intacto desde la Liberación, invita a descubrir la historia de La Rochelle desde 1939 hasta 1945. Los niños disfrutarán resolviendo los enigmas y otros juegos de búsqueda del tesoro.

Adultos: 7,50 €, niños de 5 a 12 años: 5,50€ Tel.: +33 (0)5.46.42.52.89.

2 - El mercado

Bajo el armazón del mercado de abastos del siglo XIX, el mercado de La Rochelle me maravilla con sus aromas, sus colores, su ambiente y sus bancos de peces. Los días grandes del mercado, los miércoles y sábados, los puestos invaden las calles circundantes, toda una delicia.

Mercado central, todos los días hasta las 13:30 h.

3 - Paseo en bicicleta y playa

Con el cesto bien lleno, me subo a mi bicicleta para ir a hacer un pícnic en la arena. Los lugareños tienen la suerte de contar con tres playas: la de Minimes, la de la Concurrence y la de Chef de Baie. Esta última, la más alejada del centro es la favorita de los habitantes de La Rochelle. Además, aprovecho el viaje para recorrer el paseo marítimo en bicicleta. A la vuelta, hago un alto en la brasserie la Corniche en Port-Neuf. Desde su terraza, sin duda se disfruta de las mejores vistas de la ciudad y la bahía.

La Corniche, 2 Boulevard Winston Churchill. Tel.: +33 (0)5 46 43 77 77.

Tres días... En La Rochelle 

City break atlantique

ARTÍCULOS
RELACIONADOS 

Sabe dónde encontrar el mejor cheese-cake y dónde buscar nuevos muebles. Pauline Masgnaux, autora de "Aimer Bordeaux...

Sígueme y demos una vuelta por el mercado. Una proximidad, variedad y diversidad de productos que podrás descubrir a...

De Sacha Guitry a Coco Chanel pasando por Pablo Picasso, los personajes más icónicos de la sociedad de los Felices...

Hace ya 80 años que se dedican a fabricar calcetines: Aymeric y Alexandra Broussaud se han puesto al frente de un...

Soleada, dinámica y acogedora, La Rochelle es una ciudad con la vista puesta en el océano. Hago una escapada para...

¿Qué es lo que hay que ver, hacer y saborear si visitamos Sarlat? Del magret de pato a las fresas del Périgord,...

ARTÍCULOS
RELACIONADOS 

Sabe dónde encontrar el mejor cheese-cake y dónde buscar nuevos muebles. Pauline Masgnaux, autora de "Aimer Bordeaux...

Sígueme y demos una vuelta por el mercado. Una proximidad, variedad y diversidad de productos que podrás descubrir a...

De Sacha Guitry a Coco Chanel pasando por Pablo Picasso, los personajes más icónicos de la sociedad de los Felices...

Hace ya 80 años que se dedican a fabricar calcetines: Aymeric y Alexandra Broussaud se han puesto al frente de un...

Soleada, dinámica y acogedora, La Rochelle es una ciudad con la vista puesta en el océano. Hago una escapada para...

¿Qué es lo que hay que ver, hacer y saborear si visitamos Sarlat? Del magret de pato a las fresas del Périgord,...